InicioLocalRegionalEstatalNacionalPlanetaDeportes Policiaca Columnas

Más Fotos

PUBLICIDAD

 

 

 

 

 

 

 

 
 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Policiaca

Quería ingresar al país con ocho millones de pesos































Ciudad de México.- Una persona que transportaba divisas extranjeras con un valor de más de ocho millones de pesos fue detenida en el Aeropuerto Internacional de Tijuana, Baja California.
La detención se llevó a cabo en el área de salida de plataforma de movimiento donde agentes federales, quienes realizaban revisiones aleatorias, se percataron que una persona ingresó sin autorización al punto controlado de entrada y salida de vehículos de carga, de un vuelo procedente de la Ciudad de México, donde reclamaba una caja de plástico color azul, la cual contaba con cintillos de seguridad.
Te puede interesar: Rescatan a pitón abandonado en aeropuerto de Tijuana
Los elementos de la Policía Federal abordaron a la persona, quien les comentó que transportaba divisas, por lo que el personal le solicitó que acreditaran la propiedad.
Al revisar los documentos, personal de la corporación encontró irregularidades que no respaldaban el origen y legal procedencia de las divisas, por lo que se le pidió su autorización para abrir dicha caja en la que fueron encontradas cinco bolsas que en su conjunto transportaban 10 mil dólares canadienses, ocho mil 700 dólares australianos, 37 mil reales brasileños, 16 mil francos suizos y 340 mil euros.
El detenido y el dinero fueron puestos a disposición de la autoridad correspondiente para deslindar responsabilidades.


 

En el hospital civil murió una señora que fuera arrollada por un vehículo fantasma rente a los Puentes Gemelos.
La occisa fue identificada como Rosa Torres Cabrera de 42 años, quien tenía su domicilio en la calle Ruiseñor número 87 de la colonia Valle Verde.
Los informes que se dieron a conocer señalan que la persona caminaba por los citados puentes cuando de repente un vehículo desconocido la impactó y dejó mal herida.
Cando era llevada al hospital general a bordo de una ambulancia ya llegó sin signos vitales