InicioLocalRegionalEstatalNacionalPlanetaDeportes Policiaca Columnas

Tras su rescate y rehabilitación, libera Profepa zorro gris en la Reserva de la Biosfera Barranca de Meztitlán



 

 

 

 

Cambiarán Mesa directiva en el Senado

 

 

 

 

 

Nacional

acudirá a una comida que le ofrecen integrantes de la Federación de Industrias de Sao Paulo.
El 20 de septiembre en Brasilia, Peña Nieto acudirá a la audiencia que le ofrece la presidenta de la República Federativa de Brasil, Dilma Vana Rousseff, y más tarde presidirá la reunión de trabajo de las delegaciones mexicana y brasileña.
El 21 de septiembre, el mandatario electo de México estará en Santiago de Chile, donde tendrá un desayuno con líderes empresariales del Instituto Chileno de Administración Racional de Empresas (ICARE).

Es la cirrosis cuarta causa de muerte en México

+ Luego de seis meses de estudios y terapias, la dependencia reintegró el ejemplar a su hábitat.

Meztitlán, Hgo.- Personal de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), en compañía de representantes del Predio o Instalación que Maneja Vida Silvestre (PIMVS) “Centro de Rescate, Rehabilitación y Reubicación de Grandes Carnívoros Invictus”, así como del Área Natural Protegida Reserva de la Biosfera Barranca de Meztitlán, liberaron un ejemplar de zorro gris (Urocyon cinereoargenteus), en el paraje El Carrizo, dentro de la citada Área Natural, en Hidalgo.

En abril de este año, personal de bomberos de Pachuca rescató a este animal que presentaba una lesión en la mandíbula, posiblemente una fractura. El zorro fue entregado al “Centro de Rescate, Rehabilitación y Reubicación de Grandes Carnívoros, Invictus”.

Desde su ingreso, recibió diversos estudios y atenciones para restablecer su labio inferior dañado. También le fueron aplicadas diversas terapias para su rehabilitación física, todo en un lapso de seis meses.

Profepa recibió el reporte final relacionado con la condición del ejemplar y concluyó que sus pautas de comportamiento eran similares a las de sus congéneres en vida libre, siendo viable reintegrarlo a su hábitat para garantizar su continuidad genética, biológica y evolutiva. De esta forma, se consideró que era apto para su liberación.

La dependencia solicitó al personal de la Reserva de la Biosfera efectuar el monitoreo de la zona para estar alerta ante cualquier circunstancia que pudiera presentarse y afectar al animal recién liberado.